Hackers filtran documentos secretos sobre el ataque terrorista del 11 de septiembre

Los documentos fueron divididos por “lotes” en los cuales el primero contaba con más de 18.000 documentos que afirmaban ser los datos de compañías aseguradoras, agencias gubernamentales, bancos, aerolíneas y firmas de abogados, los documentos junto con sus respectivas claves fueron puestas en un archivo de nombre “Capa 1”

La información se encontraba en el sitio web Busy.org, misma que utiliza la misma cadena de bloques la red social Steemit.

Exigieron los hackers un pago en bitcoines a cambio de su silencio a las empresas incriminadas y al público en general, al notar que el poco interés que le dieron las empresas, filtraron el primer lote de información.

Durante el primer lote muestran cómo las aseguradoras pelearon por saber quiénes podían entablar demandas tras los ataques, mientras que en correos electrónicos abogados altercaban arremeterse contra las aerolíneas y contra Boeing por no haber equipado a sus modelos 757 y 767 con transmisores automáticos que podrían haber alertado a las autoridades, aunque admitían que su postura era frágil en términos legales.

Pusieron en evidencia discusiones de los demandantes sobre sí el entonces presidente de los Estados Unidos tenía conocimientos de antemano sobre los ataques y si la familia real Saudí se encontraba involucrada en los hechos.

El grupo de hackers planea seguir subiendo información dividida en lotes, comenzando con información más “inocente” y terminar con datos más comprometedores, el grupo dejo claro que su único motivo es solo el dinero que quiere a cambio de sus revelaciones.

COMPARTIR