Consumo de bebidas azucaradas cobra 24 mil vidas al año

26

El Poder del Consumidor asegura que aumentan las muertes asociadas a las bebidas azucaradas, recordando que México se encuentra a la cabeza con el mayor número de prevalencia de muertes atribuibles por el consumo de bebidas azucaradas, con 24 mil 100 muertes anuales de acuerdo al estudio sobre la Carga Global de Enfermedades (NutriCoDE, por sus siglas en inglés) coordinado por el doctor Dariush Mozaffarian, rector de la Escuela Friedman de Políticas y Ciencias de la Nutrición, de la Universidad de Tufts.

Entre jóvenes menores de 45 años, la prevalencia de muerte por diabetes, enfermedades cardiovasculares y diversos tipos de cáncer relacionados con la obesidad provocadas por el consumo de las bebidas azucaradas, asciende a 22% mujeres y 33% hombres.

El alto consumo de estas bebidas representa el 70.3% de la ingesta diaria de azúcares añadidos en la población mexicana. El consumo de una porción de bebidas azucaradas al día aumenta el riesgo de adquirir diabetes tipo 2 y padecimientos del páncreas e hígado en un 40%, sin importar que el consumidor sea de complexión delgada u obesa.

Asimismo, la atención médica de 14 complicaciones derivadas de cuatro grupos de enfermedades vinculadas con la obesidad, diabetes mellitus tipo 2, enfermedades cardiovasculares, cáncer de mama y osteoartritis, se estima que en 2017 generará un gasto total en salud para el sistema público, a partir de las contribuciones de los ciudadanos mexicanos, de entre $78 mil y $101 mil millones de pesos.

Contradictoriamente, apuntan los activistas, “este costo representa el 60-78% del presupuesto asignado al sector salud en 2014, el cual es de $130 mil 264 millones de pesos. La Secretaria de Salud (SSa) informó que más del 50% de los recursos del presupuesto en salud se están destinando a atender la obesidad y sus comorbilidades”.

Además, los costos económicos de la obesidad y enfermedades crónicas van más allá del sector salud e impactan en la economía y las finanzas familiares. Se estima que la pérdida de la productividad por muerte prematura por estas complicaciones asociadas con la obesidad en población productiva cuesta al año entre $73 mil y $101 mil millones de pesos.

En el 2004 los hogares mexicanos se gastaron un total de $5 mil 136 millones de pesos para atención dental, el primer efecto del consumo de bebidas azucaradas, generando gastos catastróficos en los hogares más pobres. Los impactos generados por el consumo de bebidas azucaradas y de alimentos con alta densidad calórica han empezado a colapsar al sistema de salud mexicano.

Ante este escenario es imperante el “aumento del impuesto a las bebidas azucaradas del 10% al 20% con lo cual se podría tener un mayor impacto positivo en la salud de la población mexicana, dice El Poder del Consumidor pide “se elimine el IVA al agua embotellada en envases menores de 10 litros, con el fin de hacer económicamente más accesible el agua que las bebidas azucaradas”.

Con lo recaudado se podrían instalalas ción de los bebederos de agua en las escuelas con sus sistemas de purificación; finalmente urgieron  al respaldo al “programa integral de instalación de dispensarios de agua en espacios públicos y privados, y una política integral de prevención y atención de la obesidad y la diabetes.