“El gobierno se apretará el cinturón, no las familias ni las empresas”: Peña Nieto

22

El ajuste en el gasto público de la federación, a fin de garantizar la estabilidad macroeconómica, recaerá en el gobierno que deberá apretarse el cinturón, y no las familias ni las empresas de México, aseguró el presidente Enrique Peña Nieto.

El mandatario refrendó su compromiso de que no habrá nuevos impuestos, ni aumentos a los existentes.

Al dar instrucciones al nuevo titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, José Antonio Meade, el mandatario dijo que de cara a la presentación del Proyecto de Paquete Económico 2017 que será enviado al legislativo, éste deberá contribuir a la consolidación de las finanzas públicas logrando por primera vez en muchos años un superávit primario.

“Esto significa que los ingresos de la Federación deberán ser mayores que sus egresos, antes de cubrir el costo financiero de la deuda pública y los pasivos garantizados por el gobierno federal”, destacó el jefe del Ejecutivo desde el salón López Mateos de Los Pinos.

De igual forma, señaló que dicho presupuesto deberá continuar con la aplicación de medidas de responsabilidad fiscal, a fin de contener y estabilizar el crecimiento de la deuda del sector público como proporción del Producto Interno Bruto.

En tanto, la cuarta indicación al Secretario de Hacienda es no sólo contener el nivel de gasto público, sino, también, mejorar la calidad del ejercicio.

“Esto significa, privilegiar los proyectos de inversión y los programas sociales más efectivos contra la pobreza, así como reducir el gasto corriente y los gastos innecesarios”, señaló.

El presidente Peña Nieto señaló que la prioridad de la política hacendaria es muy clara: garantizar la estabilidad de la economía nacional.

Destacó que “la estabilidad macroeconómica no es un fin en sí mismo, sino un medio para proteger y fortalecer la economía de las familias mexicanas”.