“Hacer reír al mundo es mi pasión”: Johnny Raspadito

Uno de sus más grandes sueños es ver felices a las personas que disfrutan de los espectáculos que realiza y con los que se gana la vida como payaso

15

Los payasos son personajes presentes en las calles, las fiestas familiares, o en los escenarios de los circos; siempre serán motivo y blanco de bromas graciosas que arrancan sonrisas a grandes y chicos.

Jonathan Guerrero de 40 años de edad y 18 de carrera artística conocido como (Johnny Raspadito) vive regalando sonrisas haciendo malabares, magia y stand’up; arte heredado de su padre (Jorge Guerrero alias Raspadin tontin) quien fue su mejor instrumento para llevar alegría a orfanatos, casas hogar y adultos mayores.

“Ser payaso es una profesión, como cualquier otra, nacida de un talento, una vocación, un don divino que Dios nos ha dado, para alegrar, hacer reír al mundo, con nuestros gestos, muecas, expresiones y un arte que se estudia y actualiza todos los días, yo tengo una inversión de casi 100 mil pesos y muchos no lo valoran, mi familia esposa y mis hijas saben que esta es mi pasión y siempre me acompañan en mis eventos, dónde se cobra desde 1500 el paquete más básico hasta 8 mil pesos página de Facebook payasos raspadines Cuernavaca”.

“Uno de mis grandes sueños es ver felices a los niños y niñas de mi entorno, que la pandemia nos dé una enseñanza para ser mejores personas y más precavidas, como suele suceder con toda formación artística, no solo abarca el desarrollo profesional, sino también personal, hay que perder la timidez y aprender a expresarse libremente”, aseguró Johnny Raspadín.

SITUACIÓN COMPLEJA EN LA PANDEMIA

Para el gremio de los payasos, que bien pueden ser cirqueros, callejeros, zanqueros, globeros, de fiestas infantiles, la pandemia ha roto su economía familiar. Las familias en las que la actividad principal de ingresos son los shows de payasos, padecen los estragos y en estos días de encierro, tener trabajo es un milagro.

PROYECTO INTERNACIONAL

El proyecto Sonrisavirus nace para paliar los efectos adversos en la salud emocional de las personas más vulnerables, en especial, de la infancia. Desde la reapertura de las escuelas (septiembre 2020), Payasos Sin Fronteras hemos actuado en centros de máxima complejidad situados en barrios con una situación socioeconómica muy baja. Durante el mes de marzo y abril de 2021 llevaremos a cabo una gira de espectáculos más intensa y regular financiada 100% con fondos propios.

------------------
loading...