Muere bebé por comer bolillo con veneno para ratas en Morelos

102

MORELOS.— A mediados de septiembre, una joven puso un pedazo de pan con veneno para ratas con el fin de combatir una plaga que se había hecho cerca de su casa en el poblado de Tetelpa en el municipio de Jojutla, sin pensar que quien moriría sería uno de sus familiares.

Y es que el pasado 8 de diciembre, mientras Andrea “N” se alistaba para irse al trabajo, su hijo Ángel “N” de dos años, encontró el bolillo y se lo comió. En seguida el pequeño estalló en llanto así que ella fue a ver qué pasaba.

La joven vio el pan pero pensó que su hijo se estaba ahogando, así que salió de la habitación para pedir ayuda, llevándose el pedazo de bolillo en la bolsa.

Una tía y su prima trataron de ayudar al pequeño, sin embargo, el infante no se calmaba.

La mujer les contó que quizá se estaba ahogando con el pan y fue entonces que su prima le confesó que ella había puesto ese trozo ahí para ahuyentar a los animales.

Enseguida lo llevaron al Hospital General de Jojutla y días después fue trasladado al Hospital del Niño, en el municipio de Emiliano Zapata, en donde este fin de semana murió.

El domingo a primera hora de la mañana un médico salió a darle las malas noticias a sus familiares y más tarde, personal de la Fiscalía General del Estado (FGE) se hicieron cargo del caso.