Oficiales de la SSC detuvieron a un hombre que, con un arma de fuego, posiblemente agredió a dos personas al interior de un vehículo, en la alcaldía Cuauhtémoc

El hombre que resultó lesionado perdió la vida en el hospital cuando era intervenido quirúrgicamente

47

En la colonia Centro, derivado de un cerco virtual, uniformados de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC) de la Ciudad de México, detuvieron a un hombre señalado como el posible responsable de efectuar disparos con un arma de fuego, en contra de dos personas.

Al realizar sus recorridos de seguridad y vigilancia en dicha colonia de la alcaldía Cuauhtémoc, los policías fueron alertados de una persona herida en la calle República de Nicaragua y Brasil, por lo que se aproximaron al sitio.

Al llegar se percataron de una persona con visibles manchas hemáticas en el pecho, y tuvieron contacto con un hombre que lo acompañaba, quien refirió que mientras estaban al interior de su automóvil, un sujeto llegó y sin mediar palabra realizó los disparos.

Paramédicos del Escuadrón de Rescate y Urgencias Médicas (ERUM) de la SSC, atendieron al lesionado que tenía una herida de bala en el tórax, por lo que fue trasladado a un hospital, donde más tarde se informó que perdió la vida cuando le realizaban una cirugía.

En tanto, personal del Centro de Control y Comando (C2) Centro, informó a los policías en campo que, a través de un cerco virtual, tenían en seguimiento al probable responsable, que portaba lo que a simple vista, parecía un arma de fuego.

De inmediato, los oficiales ingresaron a una vecindad ubicada en la misma calle y, en el área común del inmueble, encontraron a un joven que cumplía con las características mencionadas por el denunciante y los monitoristas del C2.

Al hombre de 48 años de edad, en apego al protocolo de actuación policial, se le efectuó una revisión preventiva, tras la cual, hallaron una subametralladora con un cargador y dos cartuchos útiles, por lo que fue detenido.

Luego de informarle sus derechos de ley, fue puesto a disposición, junto con el arma de fuego, del agente del Ministerio Público correspondiente, quien definirá su situación jurídica.