Peña sale del hospital muy sonriente

56

De buen semblante, con una sonrisa dibujada en el rostro y ataviado con un traje azul marino y camisa del mismo color un poco más clara, sin corbata, se dejó ver el Presidente, Enrique Peña Nieto, luego de que el pasado viernes, fue intervenido quirúrgicamente para extraerle la vesícula biliar.

Las manecillas del reloj marcaron las 12 de la tarde con 13 minutos y apareció acompañado de su esposa, Angélica Rivera de Peña, se acercó al atril para dirigir unas palabras de agradecimiento, no sin antes soltar un “hay jijos, bájenle un poco” y, es que el equipo de sonido se encontraba bastante alto.

Una vez corregido el volumen del equipo, el Presidente, Enrique Peña Nieto, se dijo encontrarse bien, pero con “las molestias postoperatorias”.

“Ya he sido dado de alta, me siento muy bien, tanto física como anímicamente, evidentemente con las molestias postoperatorias naturales de toda intervención quirúrgica. Habré de observar las recomendaciones médicas, evidentemente evitar hacer ejercicio por algunos días, alzar cosas, etcétera, pero por lo demás con la prescripción médica de poder mantener mis actividades de forma regular, guardando estas observaciones”.

De buen ánimo y con el sol aplomo, Peña Nieto, adelantó que para esta semana, su agenda no registrará cambio alguno.

“Y espero el día de mañana, pues, el que ustedes nos hagan favor de acompañar en la recepción que habremos de ofrecer a los reyes de España y, a todas las actividades que están programadas para esta semana, que no habrán de tener ninguna alteración, se habrá de mantener la agenda como estaba originalmente prevista y, pues, agradezco que hayan estado muy pendientes de la salud de su servidor y, que sea a través de ustedes que pueda dar este mensaje y sobre todo, trasmitir mi agradecimiento a todas las personas que a través de distintos medios me hicieron llegar un saludo y deseo de pronta recuperación”.

Cabe recordar que en la agenda, se encuentra encuentros con los reyes de España para el lunes, martes y miércoles y este mismo día viaja al estado de Zacatecas, para posteriormente partir rumbo a Perú, donde participará en la Cumbre de la Alianza del Pacífico.

En lo que se esperaba fuera sólo un mensaje para informar sobre su estado de salud, Enrique Peña Nieto, aceptó unas cuantas preguntas, entre ellas, ¿cómo ve a México ahora sin vesícula biliar” y esta fue su respuesta.

“Y lo veo transformándose como ha sido el empeño y el deseo de este gobierno, impulsar la transformación de México, para bien de los mexicanos y, que realmente México siga caminando, creciendo y dando pasos firmes en favor de su transformación”.

El presidente, también explicó sobre las recomendaciones que le dieron los doctores del hospital central militar.

“Me dicen que si tomarán toda vía unas tres, cuatro semanas aproximadamente ya para poder regresar a la actividad de ejercicio más intenso que es el que por ahora me han un poco limitado, pero no así de tener que caminar etcétera que lo seguiré haciendo de manera normal. ¿A alguno de ustedes no le han quitado la vesícula, supongo que a más de uno, a no me digan que no? Entonces ya saben ustedes ya podrán compartir y podrán dar testimonio de lo que es una cirugía y lo que es la recuperación postoperatoria”.