«Pese a todo la Reforma Educativa continúa adelante»: Nuño

17

El titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Aurelio Nuño, subrayó que pese a las presiones y los intentos de dar marcha atrás a la reforma educativa, ese ordenamiento está vigente y avanza como se tenía previsto.

Al participar en la reunión plenaria del Partido Revolucionario Institucional (PRI) en la Cámara de Diputados, el funcionario federal destacó que hasta hace un año había bloqueos y paros magisteriales en algunos estados y este 2017, el ciclo escolar inició de manera normal en todas las escuelas del país, lo cual consideró un logro.

“Y por supuesto que el Presidente de la República no cedió, se mantuvo firme y decidió que teníamos que seguir para adelante. Y a un año de distancia podemos decir que finalmente los niños y las niñas regresaron a las escuelas, que tuvimos el primer mayo en 20 años en no tener un paro magisterial, el 15 de mayo”, dijo.

“Que la semana pasada tuvimos también, en muchos años, el primer regreso a clases sin ningún incidente en el país, incluyendo a Michoacán, Guerrero, Oaxaca y Chiapas”, apuntó.

Nuño Mayer enfatizó que la actual administración también pudo invertir recursos extraordinarios en educación, como no lo pudieron hacer los dos anteriores gobiernos panistas que, por el contrario, entregaron la rectoría del Estado en esa materia a grupos de intereses.

“Dimensionar de lo que estamos hablando: las dos administraciones anteriores en 12 años, invirtieron 20 mil millones de pesos en infraestructura educativa. En la administración del Presidente Enrique Peña Nieto se van a haber invertido 80 mil millones de pesos, es decir, 20 mil en 12 años, 80 mil en seis años”.

Manifestó que en educación aún hay muchos retos por enfrentar, pero el Gobierno Federal ha dado pasos importantes hacia un “gran sistema” educativo.

Insistió en que no fueron atendidas las voces que sugerían “descafeinar” la reforma educativa, hacer “light”, aplicarla “en dos velocidades” para que los estados con maestros “en resistencia” no se apegaran a la norma.

Expuso que al recuperar la rectoría del Estado en ese rubro, se consolidaron medidas como el acceso a plazas magisteriales por examen y concurso; aunado a que la auditoría aplicada a la nómina, permitió identificar a los 44 mil maestros que cobraban pero no estaban en clases, lo que tenía un costo de cinco mil millones de pesos anuales.

Lo que se hizo, remarcó, fue “poner en orden” lo que antiguamente “se regaló” en el proceso educativo, es decir, lo que los dos sexenios panistas “regalaron”.

El secretario de Educación indicó que para el siguiente ciclo escolar, el último que encabece el Presidente de la República, podrá “entregar” al país un sistema “radicalmente distinto”.