PRD repudia violencia en San Quintín; Exige a SEGOB restablecer diálogo

17

La bancada del Partido de la Revolución Democrática en la Cámara de Diputados, se pronunció a favor de que el conflicto de los jornaleros agrícolas de San Quintín, en Baja California se resuelva por la vía del diálogo, y no con el uso de la fuerza pública como ocurrió este fin de semana, cuando un grupo de trabajadores que se manifestaban fue agredido por policías estatales.

El vicecoordinador de la fracción, Carol Antonio Altamirano, señaló que no es con intolerancia y el uso de la fuera policíaca como se resolverá la problemática de los trabajadores.

Agregó que el conflicto escaló y los jornaleros se inconformaron debido a la negligencia del subsecretario de Gobernación, Luis Enrique Miranda, quién canceló en encuentro pactado con ellos para el pasado fin de semana, y por ende, la respuesta a exigencias como un pago de 200 pesos por día y jornadas de 8 horas diarias de labores.

Por ello, dijo el diputado Altamirano, se solicitará al secretario Miguel Ángel Osorio, que de inmediato designe a otro funcionario que tenga la capacidad necesaria para dialogar con los inconformes y atender sus demandas.

“Haber cancelado esa reunión lo que provocó es que los jornaleros estén más molestos, el gobierno federal no pude actuar de manera tan irresponsable como actuó el subsecretario, le vamos a pedir al Secretario de Gobernación que de una vez agarre el toro por los cuernos y si Miranda no va atender a los jornaleros, que sea otra persona, pero que tenga todo el respaldo del gobierno federal para atender este asunto”, planteó.

El congresista indicó que su bancada pide al Gobierno Federal y al de Baja California poner freno a la represión contra trabajadores que se organizaron en demanda del cumplimiento de la ley y condiciones dignas de trabajo.

Subrayó que el perredismo respalda a los jornaleros de San Quintín que se manifestaron con el único fin de pedir a Gobernación cumpliera con los acuerdos establecidos en la primera reunión realizada hace casi un mes.

Agregó que entre los trabajadores golpeados por la policía local, se encuentran ciudadanos de origen oaxaqueño, que año con año se desplazan a Baja California y otras entidades para obtener empleo en los campos agrícolas.