Proponen reducir salarios de altos funcionarios

16

El presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Jesús Zambrano, presentó una iniciativa de reforma al artículo 127 constitucional, en materia de remuneraciones de los servidores públicos.

Desde la Tribuna, el legislador del Partido de la Revolución Democrática (PRD) señaló que en tiempos de austeridad y complicaciones económicas que afectan a un gran porcentaje de la población, es necesario aprovechar la oportunidad que brinda la propuesta de presupuesto con base cero, a fin de terminar con privilegios para la alta burocracia y destinar recursos a los rubros que más lo requieren, como la salud, educación e infraestructura.

“No debiéramos, es nuestra convicción, permitir que haya un mayor dispendio de recursos para mantener privilegios que, por el bien de todos, debieran enfocarse a cubrir las demandas y las enormes carencias de las personas en situación de pobreza. No puede ser, no debiera ser de otra manera”, expuso.

Zambrano Grijalva puntualizó que la propuesta, establece que ningún funcionario podrá recibir un sueldo más alto que el de su superior jerárquico, salvo algunas excepciones; y que las remuneraciones serán dignas y decorosas, pero en un marco de austeridad.

El congresista remarcó que las disposiciones previstas en la Ley General de Remuneraciones de los Servidores Públicos, establecen que el límite a los sueldos de los funcionarios aplicará en los tres órdenes de gobierno; se impedirá el dispendio del erario y los recursos que se ahorren sean destinados a solventar necesidades de la población en pobreza.

Detalló que la iniciativa retoma elementos de la propuesta presentada desde el año 2011, pero que no prosperó; asimismo, actualiza la parte relativa al Sistema Nacional Anticorrupción y define competencias de la Auditoría Superior de  la Federación (ASF).

Los cambios, insistió el congresista del Sol Azteca, se centran en que ningún funcionario podrá cobrar un salario por su trabajo, cargo o comisión, mayor que el del Presidente de la República, ni una paga igual o superior al de su superior jerárquico, excepto en los casos que la ley prevé.

“Entendemos en el contexto de la discusión presupuestal, que el esquema de Presupuesto Base Cero es una oportunidad para reducir al máximo las prebendas, los privilegios y los elevados sueldos que se tienen en importantes segmentos de la alta burocracia gubernamental”, dijo.

“Es una oportunidad para sentar las bases de una verdadera austeridad republicana, al tiempo de sostener el financiamiento público en políticas sociales que garanticen el acceso a la salud, a la educación, a la alimentación, al consumo de agua potable, y que garanticen también los apoyos para todas las personas en situación de vulnerabilidad, como las y los adultos mayores, madres solteras, niños, niñas y adolescentes migrantes, a las personas con discapacidad, a las y los pensionados”, refrendó.