Senador de MORENA Sergio Pérez despide a una funcionaria embarazada

53

Pese a las leyes a favor de las mujeres que se crean dentro del Poder Legislativo, el senador de MORENA, Sergio Pérez Flores despide a secretaria particular y jefa de oficina por su embarazo, la funcionaria removida de su cargo acudió al Senado para exigir hacer valer sus derechos laborales, a lo que enfrenta un juicio en contra del Senado, dicha institución que solicitó un amparo para no regresarle el trabajo.

Angélica “C” relata en la queja que presentó ante la Unidad Técnica para la Igualdad de Género del Senado, que fue invitada por el Senador Pérez para ser su secretaria particular y jefa de oficina, teniendo por varios meses un trato directo con el Legislador, además, expresó que colaboradores cercanos al senador como lo es Johan Moreno, le pidió que “se organizarán para salir por un trago” y que “invitara a sus amigas”, dicha solicitud de queja ante el Senado no la han ayudado en nada y no hicieron nada por frenar su despido.

Dentro del relato de la queja que fue emitida ante las instancias internas del Senado, Angélica menciona; “que por parte de Johan Moreno recibía llamadas supuestamente de trabajo, y en cierta ocasión le comentó que a ver qué día salían a tomar un trago con él, el senador y que invitara a unas amigas” sin embargo, nuevamente no tuvo respuesta favorable por parte del Senado.

La página de Excélsior son los que tuvieron acceso ante la demanda laboral puesta por Angélica en donde relata los hechos ocurridos, así como también el recurso legal que fue presentado ante la Primera Sala del Tribunal Federal de Conciliación y Arbitraje, posteriormente al amparo solicitado por parte del Senado para no regresarle su trabajo y mucho menos pagarle los salarios desde el momento que fue despedida por el legislador.

Angélica menciona que empezó a notar maltrato laboral hacia su persona al momento de notificar su embarazo. Consideró que fue víctima de violencia laboral, debido a eso solicitó su intervención en el marco del Protocolo para la prevención, atención y sanción de violencia de género al interior del Senado, por no poder solventar los gastos por ella misma.

La victima indica que su despido fue de forma injustificada ya que no existieron argumentos contundentes y mucho menos comprobables, lamenta el acto de discriminación hacia su persona por estar embarazada, siendo este el motivo de su despido.