¿Vale la pena tener s*xo hasta morir? Para esta pequeña rata sí. El hábito sexual suicida del antequino

68

Este pequeño roedor se llama antequino y es endémico de Australia. Parece una rata pequeña, pero se trata de un marsupial. Los machos de esta especie, cuando llega la época de celo, se lanzan a un sin fin de aventuras dónde se aparean con tantas hembras como puedan hasta durante 14 horas seguidas, ¡durante todo un mes!

La rutina los agota tanto que su cuerpo comienza a desmoronarse. En su sangre solo hay testosterona y hormonas del estrés. Entonces se les comienza a caer el pelaje, tienen hemorragias internas, su sistema inmunológico está débil y aun así, siguen buscando nuevas parejas para copular.

Al final de la temporada de apareamiento los machos se desintegran físicamente y desesperados, buscan las últimas oportunidades de apareamiento, y cómo es lógico, las hembras huyen de ellos al ser desagradables.

Es tanto así, que las hembras pueden alcanzar los 2 años de vida, mientras los machos no pasan del primero… Y tienen tanto sexo que terminan falleciendo.

Fuente:

  • National Geographic. (2019, 11 julio). Existe un marsupial que muere por exceso de sexo. National Geographic en Español.