Peña asegura que cada vez más mexicanos regresan al país; asegura casi llegar a tasa cero de migración

17

En Bruselas, Bélgica, el presidente de la República, Enrique Peña Nieto, aseveró que México se está acercando a una tasa de emigración neta de cero por ciento. Aseguró que es cada vez mayor el número de mexicanos que retornan a su patria.

En su participación en la reunión privada “Diálogo sobre Asuntos y Desarrollos Internacionales”, mencionó que la Organización Internacional para las Migraciones indica que la migración hacia países en vías de desarrollo y desarrollados es prácticamente de la misma magnitud.

La gran mayoría de los países en la II Cumbre, aseguró, “debemos afrontar como receptores, emisores o zonas de tránsito, los desafíos asociados a la migración”.

En lo que se refiere al tránsito de migrantes, sostuvo que adoptamos una perspectiva regional corresponsable y humana; contamos con una red de unidades médicas que en 22 meses brindó más de 36 mil consultas médicas gratuitas para migrantes; y arrancamos el programa Frontera Sur que ha entregado 110 mil tarjetas de Visitante Regional y 15 mil tarjetas de Visitante Trabajador Fronterizo.

Además, el político mexiquese  agregó que existe un desarrollo regional junto con Guatemala, Honduras y El Salvador.

Al destacar que a nivel global tan sólo en 2013, 231 millones de personas migraron de un país a otro, señaló que en México “hemos emprendido medidas para un retorno digno, seguro y ordenado, así como para facilitar su reinserción integral y productiva”.

En el tema de las drogas, el primer mandatario expresó que “la corresponsabilidad y la prevención son la mejor vía para resolver el problema mundial de las drogas”.

Subrayó que se debe impulsar el desarrollo, la inclusión y el fortalecimiento del tejido social: en la UE-CELAC “reconocemos la necesidad de abordar las causas y consecuencias de las drogas, a través de la promoción de la inclusión; el acceso a los servicios de salud; el fomento de la creación de oportunidades dignas de trabajo; el pleno respeto a los derechos humanos y la prevención.

Agregó que México se ha pronunciado por una evaluación global y objetiva de las políticas y estrategias implementadas en las últimas décadas para enfrentar el problema de las drogas en el mundo. Dijo que los pocos resultados y los crecientes costos sociales asociados al consumo y tráfico de drogas, “nos obligan a replantear paradigmas como comunidad internacional”.

El Primer Mandatario reiteró la propuesta de México de celebrar una Sesión Especial  de la Asamblea General sobre el Problema Mundial de las Drogas (UNGASS) en 2016, en la sede de las Naciones Unidas. Un encuentro que, aseguró, será una gran oportunidad para redefinir los esfuerzos globales frente al flagelo de las drogas.